Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Manhattan

Bebidas y lácteos
Aperitivos y tapas
Internacional, Moderna, Ocasiones especiales, Sin gluten

Ingredientes:

Ocultar 2 personas
whisky ( 160 ml. ) whisky 160 ml.
vermú o vermut ( rojo, 80 ml. ) vermú o vermut rojo, 80 ml.
angostura ( 2 golpes ) angostura 2 golpes
hielo ( varias piedras ) hielo varias piedras
naranja ( media ) naranja media
cerezas ( en almibar o guindas, 2 uds. ) cerezas en almibar o guindas, 2 uds.

Para la versión light:

zumo de mango ( 60 ml. ) zumo de mango 60 ml.
zumo de naranja ( 60 ml. ) zumo de naranja 60 ml.
Ocultar 4 personas
whisky ( 320 ml. )
vermú o vermut ( rojo, 160 ml. )
angostura ( 4 golpes )
hielo ( varias piedras )
naranja ( 1 ud. )
cerezas ( en almibar o guindas, 4 uds. )

Para la versión light:

zumo de mango ( 120 ml. )
zumo de naranja ( 120 ml. )
Ocultar 6 personas
whisky ( 480 ml. )
vermú o vermut ( rojo, 240 ml. )
angostura ( 6 golpes )
hielo ( varias piedras )
naranja ( 1 ud. )
cerezas ( en almibar o guindas, 6 uds. )

Para la versión light:

zumo de mango ( 180 ml. )
zumo de naranja ( 180 ml. )

Descripción

El Manhattan es la whisky lo que el Dry Martini a la ginebra... asegura el cocktailman Javier de las Muelas. En efecto, el Manhattan es el coctel de whisky más famoso del mundo.... además del más elegante, sobrio y clásico. Este cóctel suele tomarse como aperitivo, antes de comer. Su historia no está clara y son muchas las versiones acerca de cuándo surgió. Tal y como asegura Simon Difford en su “Difford’s Guide for Discerning Drinkers”, la historia del Manhattan se pierde en el tiempo.

Paso 1:

Prepara en primer lugar las decoraciones de este cóctel Manhattan. Lava muy bien la naranja y sécala cuidadosamente con la ayuda de un paño de cocina bien limpio o de un papel absorbente. Con la ayuda de un pelador de verduras o de un cuchillo puntilla bien afilado retira parte de la piel de la naranja. Lo ideal es que te queden tiras largas y muy finitas. Lo que sí es muy importante es cojas solo la parte naranja de la cáscara, donde se concentran los aceites esenciales y los aromas cítricos de la naranja... y nada de la parte blanca, que es amarga. Por otro lado, atraviesa las cerezas en almíbar con un palillo. Reserva ambos adornos.

Paso 2:

Por otro lado, mide las cantidades de whisky y de Martini e incorpóralas en el vaso mezclador o en la coctelera junto con el hielo y un golpe de angostura.  Cierra el vaso y agita muy bien durante al menos 15 o 20 segundos.

Presentación:

Sirve tu Manhattan en una copa de cóctel, sin hielo y decora con unos hilitos de la cáscara de la naranja y con una guinda roja... ¡a disfrutar de este Manhattan que te harán sentir en la Gran Manzana!

¿Te apetece una versión más ligera?

Si quieres tomarte un Manhattan más ligero, con menor proporción de alcohol y más afrutado, en el paso 2, introduce en el vaso mezclador junto con el whisky, el Martini, la angostura y el hielo, un poco de zumo de piña y otro poco de zumo de naranja, a ser posible natural. Agita y sirve. ¡Verás que diferente.... y qué rico!.

Sugerencia:

Tanto si preparas el Manhattan clásico como si optas por una versión más afrutada y ligera... no dudes en hacer el hielo con agua mineral DIA. Los mejores cocteleros y barmans del mundo aseguran que siempre emplean agua mineral para su hielo. La diferencia, dicen, es notable.

En Demos la vuelta al día: 9 tragos y medio de cine

En Demos la vuelta al día: La cocina de estados Unidos: de la hamburguesa a la cocina con alma

En Demos la vuelta al día: 5 cócteles con historia

En Demos la vuelta al día: 12 libros de cocina para darle la vuelta al mundo

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.