Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar
Buñuelos de viento exprés - vídeo receta
Paso a paso
30 Octubre 2018
Postres y dulces
Postre
Ocasiones especiales, Para niños, Tradicional
Fácil
31-40
301-500
Ingredientes:
Ocultar 2 personas
harina (75 gr.)
agua (125 ml.)
aceite de oliva vírgen extra (375 ml.)
azúcar (25 gr.)
huevos (2)
limón (medio)
mantequilla (25 gr.)
sal (3 gr.)
levadura en polvo (5 gr.)
Ocultar 4 personas
harina (150 gr.)
agua (250 ml.)
aceite de oliva vírgen extra (750 ml.)
azúcar (50 gr.)
huevos (4)
limón (1 ud.)
mantequilla (50 gr.)
sal (5 gr.)
levadura en polvo (10 gr.)
Ocultar 6 personas
harina (225 gr.)
agua (375 ml.)
aceite de oliva vírgen extra (1.125 ml.)
azúcar (75 gr.)
huevos (6)
limón (uno y medio)
mantequilla (75 gr.)
sal (8 gr.)
levadura en polvo (15 gr.)
Descripción

Si hay un dulce tradicional por estas fechas… esos son los buñuelos de viento. Aunque son típicos y se consumen en toda España, sus raíces están en Castilla. Ahora es en Madrid donde más populares son… durante estas fechas, se consumen más que los propios churros.  En pocos días, se preparan –y devoran- cientos de miles de buñuelos de viento.

Los buñuelos de viento son un dulce muy típico de toda la gastronomía española. Reciben este nombre porque cuando se fríe un buñuelo la masa duplica su volumen y por dentro da la sensación de que se rellenan de aire. Hay muchos tipos de buñuelos, según se rellenen de nata, crema, cacao… y un sinfín de rellenos más. Pero hoy os vamos a mostrar el original, sin relleno. Y una vez hechos, decidid vosotros mismos si los tomáis así, con un poco de azúcar glas por encima o con el relleno que más os guste.

Paso 1:

Para hacer estos buñuelos de viento exprés, mezcla en un bol la harina con la levadura.

Paso 2:

Pon en una olla al fuego 250 ml de agua, la mantequilla, la piel del limón y la sal. Cuando hierva retira la piel de limón y añadir la harina. Remueve hasta que quede una pasa espesa y homogénea. Cuando esté retira el cazo del fuego. Deja reposar la olla durante 5 minutos.

Paso 3:

Pasado el tiempo añade un huevo y mezcla con una espátula bien hasta que la masa vuelva a estar espesa. Añadir otro huevo y repetir el proceso. Hacer lo mismo con los dos restantes.

Paso 4:

Prepara una sartén con abundante aceite para freír los buñuelos a fuego medio bajo.

Con dos cucharas ir echando pequeñas bolitas de masa al aceite, con cuidado de no echar demasiadas porque como luego masa crece para que así no se peguen. Tienen que flotar y estar bien dorados por los dos lados. Cuando estén, sácalos a un plato con papel absorbente para quitar el exceso de grasa. 

Paso 5:

Antes de que se enfríen rebózalos en azúcar para que se adhiera bien.

Presentación:

Estos buñuelos de viento exprés se pueden poner sobre un plato bonito, en un cucurucho de papel o en una cestita de mimbre… en realidad no importa mucho, porque antes de que te des cuenta… ¡habrán volado!

Sugerencia:

Si quieres puedes rellenar tus buñuelos de viento exprés de lo que quieras, por ejemplo: mermelada, chocolate, crema pastelera, dulce de leche….

En demos la vuelta al día: Halloween o Todos los Santos: guerra en la cocina