Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar
Crepes con queso fresco, fresas y pasas
Paso a paso
3 Mayo 2016
Panes y masas, Postres y dulces, Verduras y frutas
Aperitivos y tapas, Entrantes, Plato frío, Postre
Ligera, Moderna, Ocasiones especiales, Para niños
Fácil
< 20
Hasta 150
Crepes con queso fresco, fresas y pasas
Ingredientes:
Ocultar 2 personas
harina (65 gr.)
huevos (1 ud.)
leche (125 gr.)
azúcar (5 gr.)
mantequilla (30 gr.)
sal (una pizca)
fresas (100 gr.)
uvas pasas (30 gr.)
miel (al gusto)
Ocultar 4 personas
harina (125 gr.)
huevos (2 uds.)
leche (250 gr.)
azúcar (10 gr.)
mantequilla (60 gr.)
sal (una pizca)
fresas (200 gr.)
uvas pasas (60 gr.)
miel (al gusto)
Ocultar 6 personas
harina (250 gr.)
huevos (3 uds.)
leche (375 gr.)
azúcar (15 gr.)
mantequilla (90 gr.)
sal (una pizca)
fresas (300 gr.)
uvas pasas (90 gr.)
miel (al gusto)
Descripción

Estos crepes con queso fresco, fresas y pasas son perfectos para un desayuno y así empezar el día con energía, para la nutritiva merienda de los más pequeños, un postre perfecto o incluso una cena ligera. Como ves tienen una versatilidad que hará que incorpores los crepes con queso fresco, fresas y pasas a tu recetario de inmediato. Además si no tienes alguno de los ingredientes del relleno puedes sustituirlos por lo que más te guste o tengas  a mano en la despensa.

Paso 1:

Lo primero que debes hacer es derretir la mantequilla en el microondas o bien en un cazo al fuego si dejar que se queme.

Paso 2:

Pon juntos la harina, los huevos, la leche, la mantequilla, el azúcar y la sal en un bol amplio y tritúralo todo junto con la batidora de mano hasta obtener una crema homogénea.

Paso 3:

Para hacer las crepes, necesitarás una sartén amplia, plana y, lo más importante, antiadherente. Úntala con un poquito de aceite de girasol con la ayuda de un pincel o de papel de cocina impregnado en aceite de girasol, y ponla al fuego, a máxima potencia. Cuando esté bien caliente, añade un cazo de masa para crepes y mueve la sartén rápidamente para que la masa se extienda por toda la superficie, dando lugar a una fina capa de crepe.

Cuando empiecen a salir pompitas dale la vuelta, espera a que se cuaje también por el otro lado y retírala de la sarten y reserva en un plato. Repite esta operación hasta terminar con toda la masa. Si te sobra masa o no quieres hacer muchas crepes puedes guardar l amasa en la nevera y utilizarla el día siguiente.

Paso 4:

Una vez que tengas todas las crepes listas llega el momento de rellenarlas. Unta cada crepe como queso fresco y añade unas fresas cortadas en trocitos y un puñado de pasas al gusto. Hay personas que no son muy fan de las pasas por lo que si prefieres puedes sustituirlas por unas nueces o unas avellanas. Le darán un toque crujiente a la crepe.

Presentación:

Sirve los crepes con queso fresco, fresas y pasas en platos individuales y rocíalos con un poco de miel. Y a disfrutar de esta sencilla y sana receta.

Sugerencia:

Si no tienes queso fresco a mano puedes sustituirlo perfectamente por queso de untar DIA, verás que el resultado es aún más cremoso.

En Demos la vuelta al día: Cómo hacer crepes perfectos

En Demos la vuelta al día: Los diez mejores libros de cocina de todos los tiempos