Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar
Albóndigas con vino tinto
Paso a paso
19 Mayo 2012
Carnes
Plato caliente, Plato único, Segundo plato
Tradicional
Media
41-50
€€
Albóndigas con vino tinto
Ingredientes:
Descripción Una de mis comidas preferidas desde que soy pequeña son las albóndigas. Cuando era niña, mi madre me las ponía con verduras porque era la única forma de que las comiera, pero cuando ya fui creciendo me volví una loca de la cocina y empecé a cocinarlas yo a mí manera. Las albóndigas con vino tinto es una de esas recetas que descubrí inventando un poco y, curiosamente, me quedó riquísima. Te animo a que la hagas. Ya que tenemos la carne picada en forma de albóndigas, pasamos cada una por pan rallado. Ponemos una olla en el fuego con bastante aceite y, una vez caliente, metemos las albóndigas a freír, dándoles vueltas. Mientras, pelamos y cortamos la cebolla y la zanahoria en trocitos muy pequeños. Cuando las albóndigas ya están doraditas, las sacamos de la olla y metemos la cebolla. Antes de que se dore, es decir, una vez transparente, metemos la zanahoria y el laurel, y removemos bien. Lo dejamos unos minutos hasta que se dore la cebolla y añadimos el tomate frito. Lo salpimentamos todo a nuestro gusto y añadimos una cuchara de azúcar para quitar la acidez del tomate. Removemos bien la mezcla de ingredientes durante un par de minutos y echamos el vino tinto, dejándolo reducir durante 5 minutos. Una vez el vino reducido y los ingredientes bien mezclados, echamos las albóndigas y lo cubrimos todo con caldo de carne, dejando reducir la salsa lentamente a fuego bajo. Cuando falten unos cinco minutos, espolvoreamos perejil y removemos bien, le dará un gusto buenísimo.