Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar
Es un plato muy preparado en la cocina escandinava durante el invierno y la celebración de las pascuas. El cordero se marina en aceite, sal, ajo y romero durante tres horas, y luego se realizan unos pequeños cortes en el cordero, donde se introducen pequeños dientes de ajo para darle un sabor más intenso. Luego se introduce la carne en el horno y se baña con vino tinto por encima. Se hornea durante cuatro horas a una temperatura más bien baja y cada cierto tiempo, se va rociando el cordero con el mismo jugo que va soltando y el vino tinto, se acompaña con guarnición de cebolla y patatas. Al salir del horno el cordero esta tierno, suelta jugo que se mezcla con el vino, los ajos se desprenden y dejan su tierno sabor. Al probarlo es una explosión de sabores y una jugosidad en la carne increíble, el sabor del romero con el vino tinto y la carne es algo que desde que lo probé ha sido y será mi plato favorito. Es un plato perfecto para el duro invierno escandinavo para comerlo en familia y para divertirse y pensar en los pequeños detalles mientras se cocina.

pata de cordero al romero y vino tinto, estilo escandinavo

Videoreceta
29 Abril 2016

Es un plato muy preparado en la cocina escandinava durante el invierno y la celebración de las pascuas. El cordero se marina en aceite, sal, ajo y romero durante tres horas, y luego se realizan unos pequeños cortes en el cordero, donde se introducen pequeños dientes de ajo para darle un sabor más intenso. Luego se introduce la carne en el horno y se baña con vino tinto por encima. Se hornea durante cuatro horas a una temperatura más bien baja y cada cierto tiempo, se va rociando el cordero con el mismo jugo que va soltando y el vino tinto, se acompaña con guarnición de cebolla y patatas. Al salir del horno el cordero esta tierno, suelta jugo que se mezcla con el vino, los ajos se desprenden y dejan su tierno sabor. Al probarlo es una explosión de sabores y una jugosidad en la carne increíble, el sabor del romero con el vino tinto y la carne es algo que desde que lo probé ha sido y será mi plato favorito. Es un plato perfecto para el duro invierno escandinavo para comerlo en familia y para divertirse y pensar en los pequeños detalles mientras se cocina.