Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Pizza de anchoas y olivas

Panes y masas
Plato caliente, Plato único, Primer plato
Internacional, Moderna
Especificaciones: 
La masa necesita tiempo para fermentar

Ingredientes:

Ocultar 2 personas

Para la masa:

harina ( 200 gr. ) harina 200 gr.
agua ( 125 ml. ) agua 125 ml.
aceite de oliva ( 8 ml. ) aceite de oliva 8 ml.
sal ( 3 gr. ) sal 3 gr.
levadura fresca ( 5 gr. ) levadura fresca 5 gr.

Para la cobertura:

tomate frito ( 125 gr. ) tomate frito 125 gr.
queso semicurado ( rallado, 150 gr. ) queso semicurado rallado, 150 gr.
aceitunas negras ( sin hueso, 60 gr. ) aceitunas negras sin hueso, 60 gr.
anchoas ( media latita ) anchoas media latita
Ocultar 4 personas

Para la masa:

harina ( 400 gr. )
agua ( 250 ml. )
aceite de oliva ( 15 ml. )
sal ( 6 gr. )
levadura fresca ( 9 gr. )

Para la cobertura:

tomate frito ( 250 gr. )
queso semicurado ( rallado, 300 gr. )
aceitunas negras ( sin hueso, 120 gr. )
anchoas ( 1 latita )
Ocultar 6 personas

Para la masa:

harina ( 600 gr. )
agua ( 375 ml. )
aceite de oliva ( 23 ml. )
sal ( 9 gr. )
levadura fresca ( 14 gr. )

Para la cobertura:

tomate frito ( 375 gr. )
queso semicurado ( rallado, 450 gr. )
aceitunas negras ( sin hueso, 180 gr. )
anchoas ( 2 latitas )

Descripción

Hay quien comería pizza –y de hecho lo hace- a diario, y quien la toma muy de vez en cuando. Pero, de vez en cuando... ¿a quién no le apetece una buena pizza? Sobre todo si es casera. Hoy os proponemos una irresistible pizza de anchoas y olivas.

Paso 1:

Comienza por  elaborar la masa de tu pizza de anchoas y olivas. Lo primero que tendrás que hace es disolver la levadura en parte del agua, la mitad aproximadamente. Gracias a esto te resultará más sencillo mezclar bien la levadura por toda la masa.

Paso 2:

Tamiza la harina, es decir, pasa la harina por un colador de trama fina o un tamiz. Esto se hace para airear la harina y que esté más suelta... en repostería es imprescindible para que los postres sean más esponjosos, pero también tu pizza casera de anchoas y olivas lo agradecerá. Hazlo sobre la mesa o encimera donde vayas a trabajar la receta.

Paso 3:

Dale a la harina la forma de un volcán, dejando en medio un cráter o agujero en medio. Añade en este cráter el agua templada con la levadura disuelta, el aceite y la sal. Ve removiendo con los dedos la harina hacia el centro sin abrir ningún surco por donde se pudiera escapar el agua. Mezcla bien todos los ingredientes con las manos.

Paso 4:

Ve amasando con las manos. Ten paciencia... deberás estar un buen rato trabajando la masa. Más o menos a los 10 minutos de amasado, comenzarás a notar una consistencia  cada vez más homogénea... es el momento en el que la masa comenzará a estar más elástica y fina. Sabrás cuando está porque ya no se pegará en la superficie de la mesa ni en las manos.

Paso 5:

Deja reposar la masa durante 45 minutos en un bol tapado con un trapo seco, para crear un clima apto para la fermentación de la levadura. Verás que la fermentación ha llegado a su perfecto estado cuando la masa haya alcanzado el doble de su tamaño en menos de una hora, dependiendo de la temperatura ambiente y de la estación del año, pues la humedad y temperatura harán que necesite mayor o menor tiempo de fermentado. Un sitio ideal para fermentar nuestra masa será cerca de los aparatos de calefacción, será una buena forma de sacarles más provecho.

Paso 6:

Para estirar las bases de pizza, espolvorea con harina la superficie donde trabajaras la masa fermentada. Solo un poco de harina... no debes excederte con esta harina que podría alterar la homogeneidad de tu masa.

Paso 7:

Deposita la bola en la encimera con harina espolvoreada y presiona con las manos para retirar el exceso de gas acumulado en ella. A continuación, divide en bolas más pequeñas si vas a hacer varias pizzas... o déjala entera si vas a hacer solo una pizza.

Ten en cuenta que cuanto más grande la elabores... más difícil de manejar será. Lo ideal es hacer pizzas del tamaño de un plato más o menos. Estira la mesa con el rodillo de cocina o bien con las manos para formar las bases de la pizza con el grosor que consideres... hay gente a la que le gusta la masa muy finita, y otras personas a las que les gusta la masa un poco más gruesa.

Paso 8:

Una vez tengas las bases de pizza estiradas y depositadas sobre papel de horno... es momento de comenzar con la cobertura. Lo primero será cubrir con salsa de tomate... si es casera mejor que mejor. Eso sí, no llegues hasta los bordes. Espolvorea el queso después y ponle las aceitunas negras.

Paso 9:

Hornea la pizza de anchoas y olivas, con el horno previamente precalentado a 180° C, durante 15 minutos. Pasado este tiempo, saca la pizza y termínala con las anchoas... así evitarás que se resequen durante la cocción. 

Presentación:

Sirve tu pizza de anchoas y olivas inmediatamente, recién hecha... está tan rica... que no quedarán ni las migajas.

Sugerencia:

Una idea estupenda para hacer esta pizza de anchoas y olivas, o cualquier otra pizza casera es elaborar tú mismo tu propia mezcla de quesos. Ralla tres tipos de quesos: el queso semicurado marca DIA, el queso Edam holandés marca DIA y el queso grana padano de la nueva línea DELICIOUS de DIA. Son deliciosos y tu pizza quedará riquísima.

En Demos la vuelta al día: 9 maneras perfectas de arruinar la comida a un italiano

En Demos la vuelta al día: En la nevera, cada cosa en su lugar

En Demos la vuelta al día: 5 joyas italianas

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.