Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Panecillos de viena

Panes y masas

Ingredientes:

Ocultar 4 personas
medio kilo de harina
2 sobres de levadura
50 gramos de mnatequilla
10 gramos de azúcar
1 vasito de leche
sal

Descripción

Un dulce que me encanta que me acompañe en mis desayunos o en algunas de mis meriendas son los panecillos de Viena Estos panes, como bien dice su nombre, son originarios de Viena (Austria) pero que su receta fue modificada en Dinamarca por un cocinero. Son muy fáciles de elaborar y están riquísimos.
Lo primero que vamos hacer va a ser mezclar en un bol o recipiente 100 gramos de harina con la levadura y un vaso de agua
A continuación vamos a formar una bola con la masa. La taparemos y la dejaremos reposar un par de horas en un lugar con una temperatura templada. La masa debe incrementar el doble su volumen.
El siguiente paso será poner la harina restante en forma de volcán sobre una mesa o superficie que esté limpia. Seguidamente echaremos en el agujero del volcán el azúcar. También verteremos la leche. Y agregaremos la mantequilla. Mezclaremos muy bien todos estos ingredientes con la harina.
Trabajaremos la masa con energía durante unos minutos. Agregaremos el resto de la harina que tenemos fermentada con la levadura y seguiremos mezclándola unos cinco minutos más. Formaremos una bola que ponemos en un recipiente tapada con un paño. La dejaremos reposar así en un sitio templado durante una hora y media hasta que aumente el tamaño.
Pasado el tiempo, nuevamente trabajaremos de nuevo la pasta otros cinco minutos más y formaremos nuevamente una bola. La pondremos nuevamente en un recipiente tapado con un paño. Y la dejaremos (una -dos horas)reposar hasta que aumente de nuevo.
Cumplido el tiempo espolvorearemos la mesa con harina y dejaremos la masa encima. Entonces formaremos un cilindro largo, ayudándonos de las manos. Cortaremos trozos de unos diez a quince cm de largo dependiendo del tamaño que queramos los panecillos. Estrecharemos los extremos de cada trozo redondeándolos para darle forma típica de estos panecillos. También les haremos en la superficie superior los típicos cortes inclinados y paralelos.
Los colocaremos en una bandeja o placa para el horno. Antes de meterlos, los taparemos con un paño y los mantendremos reposando otros 30 minutos más en un sitio templado, para un incremento de tamaño a adicional.
Antes de meterlos en el horno, les pintaremos la parte superior de los panecillos con agua y con la ayuda de un pincel. Pondremos la bandeja al horno vino unos 10 minutos hasta que veamos que estén dorados. Una vez dorados los sacaremos del horno, los dejaremos enfriar y ya podremos comernos nuestros panecillos de Viena.

CONSEJOS:
-Vigilar que los panecillos no se quemen.
-Deben tener el típico color dorado de los panecillos de Viena.
-Yo les doy forma redondita porque me gusta más.

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.