Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Involtini de berenjena con mozzarella

Verduras y frutas
Tradicional

Ingredientes:

Ocultar 4 personas
2 berenjenas alargadas
2 cucharadas de queso parmesano rallado
2 bolas de mozzarella de búfala
orégano seco
½ taza de salsa de tomates
crujiente jamón
salsa de tomate
sal y pimienta

Descripción

Una receta de mi gran amigo italiano Federico y que me encanta y pido que me la haga cada vez que tengo el placer de viajar a Italia y visitarlo, es el involtini de berenjena con mozarela que está de muerte. Hace poco, le pedí que me diera la receta ya que las veces que iba a Italia eran pocas y mi antojo de involtini iba creciendo por momento. El muy amablemente aceptó. Son sencillos de elaborar y el resultado es sorprenderte. ¡Este plato es un auténtico manjar! Comenzaremos por cortar las berenjenas a lo largo sin pelar. Las iremos colocando en un colador grande y espolvoreándolas con sal gruesa. Las dejaremos con la sal durante unos 30 minutos para que suelten todo su amargor. A continuación vamos a cortar el queso en lonchas y vamos a envolverlo en papel de cocina para que no le quede nada de suero que luego estropearía el plato. En una fuente de horno, vamos a poner la salsa de tomates. Después vamos a secar bien las lonchas de berenjena y a asarlas bien a la plancha que habremos pulverizado con aceite. Espolvorearemos con orégano y pimienta cada loncha y colocaremos un trozo de queso. Envolveremos y pondremos por encima crujiente de jamón y debajo una rica salsa de tomate casero que habremos hecho con anterioridad. Vamos a espolvorear con el queso parmesano y las vamos a llevar a horno que habremos precalentado a 200º C hasta que estén dorados los involtini de berenjena con mozzarella. ¡Deliciosos!

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.