Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Empanadas de Pino Fritas

Panes y masas
Tradicional

Ingredientes:

Ocultar 4 personas
para el pino:
1 cucharada de manteca
5 cebollas grandes
1 kg de carne magra de vacuno
especias al gusto (orégano, comino, ajo, pimentón, pimienta)
1/2 cucharadita de sal
1/2 taza de agua
para la masa:
1/2 cucharadita de sal
5 tazas de harina
2 cucharadas de manteca derretida y bien caliente
una pizca de levadura seca en polvo
1/2 taza de agua normal
una pizca de polvos de hornear
una pizca de azúcar
1/2 taza de agua hirviendo
ingredientes finales:
2 huevos duros
2 cucharadas de harina
15 aceitunas
agua
30 pasas remojadas desde el día anterior
3/4 litro de aceite para freír

Descripción

Me encanta elaborar en casa mis empanadas de pino fritas porque son un perfecto acompañante de cualquier sopa, crema o puré. Además son muy saludables y fáciles de elaborar. Os cuento como las preparo yo y espero que os guste tanto que queráis elaborarlas vosotros en casa.
Para el pino: Esto sale más fácil si se hace el día anterior, es menos trabajo de una vez y el pino reposado es mejor, porque el jugo de la carne se condensa y así se evitan problemas al momento de freír.
Ponga la carne en una olla a presión con un poco de aceite y aliños al gusto. Puede ser ajo, orégano y pimentón, agregue el agua y ponga a fuego alto, revisando de vez en cuando, porque el agua no debe evaporarse completamente o la carne se quemara, agregue un poco cuando sea necesario.
Cuando un cuchillo entre en la carne fácilmente, es que ya esta cocida, entonces retire del fuego. Entonces deje enfriar y luego píquela en pequeños trozos, de un centímetro o menos. Pele las cebollas y píquelas en cuadraditos, lo más chico que se pueda.
Póngalas en una olla y agregue agua hirviendo hasta cubrir. Ponga la olla a fuego alto y deje hervir por unos minutos. Luego escúrralas en un colador y presione con un plato para exprimir toda el agua posible.
En una olla seca, ponga a derretir la manteca hasta que esté bien caliente y ponga a freír la cebolla junto con la sal y especias. Cuando la cebolla se ponga transparente, agregue la carne y revuelva hasta que esté bien mezclado. Deje al fuego unos minutos y de acuerdo a como este (si está muy seco) agregue algo del jugo en que se coció la carne. No mucho porque un pino muy jugoso es problemático. Una vez retirado el fuego deje enfriar e idealmente conservar en el frio hasta el siguiente día.
Para elaborar la masa:
Ponga la harina en un bol y agregue los demás ingredientes secos (azúcar, sal, polvos) y luego agregue la manteca derretida caliente poco a poco, revolviendo con una cuchara hasta que la temperatura baje un poco. Luego mezcle con las manos. Después agregue el agua hirviendo y nuevamente revuelva con la cuchara.
Tenga cuidado de no quemarse, pero esto tiene que ser hecho con los ingredientes muy calientes para que la masa resulte blanda. Ahora agregue de a poco agua a temperatura normal y amase hasta que la masa sea gobernable. Deje tapada con una tela a temperatura ambiente hasta que pueda usarla.
La preparación final:
Lo mejor es preparar las empanadas justo después de hacer la masa, así esta flexible y todavía blanda. En una superficie plana, corte la masa en dos. Con una mitad haga una capa fina de masa (unos 2 a 3 mm) de forma rectangular, usando un uslero, espolvoreando harina por ambas caras para que no se pegue a la superficie.
Ponga una o dos cucharadas (dependiendo de cuan grandes quiera las empanadas) de pino en montones separados entre sí, en la parte superior más larga del rectángulo de masa. En cada montón ponga un octavo de huevo duro, unas 2 o 3 pasas y una aceituna.
Humedezca los bordes de los montoncitos de pino con agua y cúbralos con la parte inferior del rectángulo de masa. Presione los bordes para que se sellen y corte la masa que sobra.
Repita el procedimiento con el resto de la masa hasta que la masa y el pino se acaben. Ponga a freírlas en el aceite bien caliente, con cuidado de no perforar la masa. Cuando las empanadas de pino fritas estén doradas por ambos lados, sacarlas y escurrirlas en papel secante. Servir calientes.
¡Muy ricas!

CONSEJOS:
-Regularmente la cebolla es difícil de digerir porque tiene elementos no digeribles para el tracto digestivo humano. Por eso en esta receta de pone a hervir la cebolla una vez picada y se escure luego, así queda más suave y las empanadas no "repiten" durante el resto del día.
-Para que el aceite en que se freira no se queme ni de mal olor (por lo menos no tanto) ponga una capa (de las muchas que tiene) de cebolla antes de que se ponga muy caliente. Además sirve de indicativo para saber que tan caliente esta el aceite.

da más suave y las empanadas no "repiten" durante el resto del dia.
-Para que el aceite en que se freira no se queme ni de mal olor (por lo menos no tanto) ponga una capa (de las muchas que tiene) de cebolla antes de que se ponga muy caliente. Además sirve de indicativo para saber que tan caliente esta el aceite.

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.