Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Croquetas de cocido de cerdo

Carnes, Salsas, Verduras y frutas
Aperitivos y tapas, Guarnición, Plato caliente, Plato frío
Tradicional

Ingredientes:

Ocultar 6 personas
carne de cocido de cerdo: espinazo, jamón, morcilla, rabo, etc.
garbanzo de cocido.
verdura de cocido: boniato, zanahoria, chirivía, nabo, etc.
aceite de oliva.
1 cebolla pequeña bien picadita.
sal.
leche entera.
harina.
1 hoja de laurel.
la clara de un huevo.

Descripción

Hoy os traigo una receta de croquetas de cocido de cerdo. En casa es una de receta de aprovechamiento a las que acudo para aprovechar la carne que sobran del cocido. Se pueden hacer de casi cualquier cosa ,además se pueden preparar en grandes cantidades y congelarlas ya que en el congelador nos aguantan meses y meses y recurrir a ellas para salir de un apuro. Son muy fáciles de cocinar y vienen de lujo para dar salida a los restos de comida que nos quedan y que nos da pena. Seguro que estáis conmigo cuando digo que hoy en día la croqueta sigue siendo una eficaz forma de terminar de reciclar unos restos de comida. Además a todos los niños, en general, les encantan y nos sirven tanto para la cena como para la comida e incluso para un aperitivo. Es un plato fácil de preparar y el resultado es espectacular, nada que ver con las que venden en los supermercados precocinados, por mucho que nos hablen de receta tradicional. Además los niños mas peques nos pueden ayudar a rebozarlas.
Lo primero que haremos será desmenuzar bien toda la carne y la verdura y aplastar los garbanzos.
Después, en una sartén con un poco de aceite de oliva, vamos a sofreír la cebolla.
Cuando la cebolla empiece a dorarse, añadiremos la mezcla y rehogaremos. Añadiremos también la sal.
Mientras, hay que preparar la bechamel con aceite de oliva.
Cuando esté lista la bechamel, que no debe quedar muy líquida, retiraremos la hoja de laurel y vamos a verterla sobre la mezcla en la sartén.
Dejar espesar, removiendo constantemente para que no se pegue. Rectificar de sal si es preciso.
Retiraremos del fuego, dejaremos reposar en un plato llano y dejaremos enfriar y endurecer en el frigorífico al menos unas horas (yo lo suelo preparar el día anterior).
Para formar las croquetas, vamos a pasarlas por la clara de huevo batida y las freiremos en aceite de oliva bien caliente.
Hay que dejarlas sobre un papel absorbente para que suelten el exceso de aceite.
Estas croquetas de cocido de cerdo se pueden comer calientes o frías.

¡Muy ricas!

CONSEJOS:
-Aunque la bechamel se puede preparar con mantequilla, está más sabrosa si la hacemos con aceite de oliva.
-Podemos añadir un poco de pimienta negra molida.
-También podemos enriquecerlas con un trocito de pastilla de caldo de carne, aunque si el cocido nos ha salido sabroso, no será necesario.
-Si la mezcla nos ha quedado un poco blanda, podemos ayudarnos untándonos las manos con un poco de aceite para formar las croquetas.
-Para no "pringarnos" demasiado las manos, podemos ayudarnos de una cuchara cuando las pasemos por la clara
-La mezcla se puede congelar perfectamente, antes o después de haber formado las croquetas. Así las tendremos siempre listas para freír.
-Podemos adornar el plato con una hija de perejil fresco, aunque a mí nunca me da tiempo porque muchas veces "vuelan" antes de sacarlas a la mesa, jajajaja

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.