Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Calabaza asada con especias y limón

Verduras y frutas
Aperitivos y tapas, Entrantes, Plato caliente
Internacional, Ligera

Ingredientes:

Ocultar 2 personas
limón ( 1 ) limón 1
aceite de oliva ( 2 cucharadas ) aceite de oliva 2 cucharadas
calabaza ( 1, pequeña ) calabaza 1, pequeña
pimienta negra ( 1 cucharita ) pimienta negra 1 cucharita
yogur ( 50 gr., tipo griego ) yogur 50 gr., tipo griego
guindilla ( 1, picada ) guindilla 1, picada
perejil fresco ( 1 cucharita, picado ) perejil fresco 1 cucharita, picado
agua ( 1 cucharada ) agua 1 cucharada
sal sal
Ocultar 4 personas
limón ( 2 )
aceite de oliva ( 4 cucharadas )
calabaza ( 1, mediana )
pimienta negra ( 1 cucharita )
yogur ( 100 gr., tipo griego )
guindilla ( 1, picada )
perejil fresco ( 2 cucharitas, picado )
agua ( 2 cucharadas )
sal
Ocultar 6 personas
limón ( 3 )
aceite de oliva ( 6 cucharadas )
calabaza ( 2 )
pimienta negra ( 2 cucharitas )
yogur ( 150 gr., tipo griego )
guindilla ( 2, picadas )
perejil fresco ( 3 cucharitas, picado )
agua ( 3 cucharadas )
sal

Descripción

Si siempre has pensado en la calabaza como algo muy tradicional o como un producto solo usado en guisos y cremas, o si te acuerdas de ella en Halloween… mira esta fácil receta con aires exóticos. Un plato que combina un toque dulce con un poco de picante y con la cremosidad de una salsa de yogur. Ideal como primer plato o para picar antes del almuerzo.  Porque la calabaza ¡está deliciosa!

Paso 1:

Precalienta el horno a 210ºC. Mientras, pela los limones y córtalos en trozos pequeños del tamaño de un dado (guarda el líquido que suelten porque después será necesario). Ponlos en un bol pequeño y condimenta con sal y un chorrito de aceite de oliva. Remueve y reserva de momento.  

Paso 2:

Corta la calabaza por la mitad con un cuchillo grande y con cuidado y después retira la piel y las semillas que encuentres dentro. Corta en rodajas de un centímetro aproximadamente y espárcelas en una bandeja del horno.

Paso 3:

En un bol pequeño, añade la pimienta y el aceite y remueve muy bien. Con ayuda de un pincel de cocina, ve humedeciendo los trozos con esta mezcla (los pinceles normalmente se usan para repostería pero su utilidad se extiende a todo tipo de platos. Se han puesto muy de moda los fabricados son silicona porque son más fáciles de limpiar, pero puedes usar lo que mejor te venga. Incluso si no tienes, ayúdate de una cucharilla e impregna cada trozo con el aceite muy poco a poco). Espolvorea una pizca de sal por encima e introduce en el horno unos 30 minutos o hasta que la calabaza esté blandita.

Paso 4:

Mientras, prepara la salsa: mezcla el yogur y el zumo de limón (que has guardado cuando has cortado el limón en trozos), con el agua y una pizca de sal. 

Presentación:

Emplata los trozos de calabaza horneados en una fuente y sazona con la salsa de yogur. Puedes esparcir por encima unos trocitos de limón y la guindilla picada (¡sin pasarte!). Por último, un toque de perejil picado

Truco:

En vez de usar limón puedes usar limas manteniendo la misma proporción de la receta. La salsa te debe quedar densa pero con una consistencia lo suficientemente líquida como para poderla verter con facilidad. 

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.