Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Arroz blanco de guarnición

Arroces y pastas
Guarnición

Ingredientes:

Ocultar 6 personas
50 gr. aceite
350 gr. arroz
800 gr. agua
1/2 cebolla
2 pastillas de caldo de pollo

Descripción

Os voy a contar como hacer un rico arroz blanco de guarnición.En muchas ocasiones la guarnición o acompañamiento de un plato es muy importante ya que puede convertir nuestro plato en un plato 10 o en un plato normal y corriente. A mí una guarnición que me encanta es el arroz blanco. Es algo que hago muy a menudo para que acompañe mis platos, sobre todo mis carnes, y me queda en su punto y riquísimo.

En primer lugar tenemos que poner el aceite y la cebolla en un cazo y llevarlo al fuego para que se vaya haciendo. Cuando la cebolla esté transparente agregaremos el agua y las pastillas de caldo, dando a todo junto unas vueltas para que se mezcle bien.
Lo dejamos en el fuego hasta que el agua entre en ebullición.
Después agregaremos el arroz y se le da una vuelta con la espátula para que se suelte en el agua.
Seguidamente lo dejamos que se cueza bien, hasta que el arroz este bien hecho. El tiempo de cocción variara dependiendo del tipo de arroz que hayamos escogido. Asique lo mejor que podemos hacer es ir probándolo hasta que lo encontremos a nuestro gusto.
Cuando esté lo vertemos en un cuenco y le echamos un poco del agua de la cocción por encima.
Tenemos que mezclar bien para que el arroz termine de absorber el agua y así de fácil es elaborar un rico arroz blanco de guarnición. ¡Queda muy rico!

CONSEJOS:
-El arroz sirve para acompañar cualquier tipo de plato. Yo lo utilizo para acompañar platos mexicanos, con frijoles, salsa, etc., platos asiáticos y también para platos más tradicionales como albóndigas, y guisos.

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.