Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar
Frittata de tomates secos y queso mozzarella
Paso a paso
29 Octubre 2013
Huevos y patatas, Verduras y frutas
Entrantes, Plato caliente, Primer plato
Internacional, Ligera
Fácil
20-30
Hasta 150
Frittata de tomates secos y queso mozzarella
Ingredientes:
Ocultar 2 personas
huevos (2 uds.)
queso mozzarella (1 bola, fresco)
tomates secos (25 gr.)
berenjena (media)
cebolla (un cuarto)
ajo (medio diente)
orégano (1 cucharilla)
aceite de oliva (lo necesario)
sal (al gusto)
Ocultar 4 personas
huevos (4 uds.)
queso mozzarella (2 bolas, fresco)
tomates secos (50 gr.)
berenjena (1 ud.)
cebolla (media)
ajo (1 diente)
orégano (1 cucharada)
aceite de oliva (lo necesario)
sal (al gusto)
Ocultar 6 personas
huevos (6 uds.)
queso mozzarella (3 bolas, fresco)
tomates secos (75 gr.)
berenjena (una y media)
cebolla (tres cuartos)
ajo (un diente y medio)
orégano (1 cucharada)
aceite de oliva (lo necesario)
sal (al gusto)
Descripción

Una tortilla francesa como una pizza, así es este típico plato italiano, tan sencillo como delicioso. Admite múltiples variaciones… así que ¡deja volar tu imaginación!

Paso 1:

Lava las berenjenas, quítales la parte verde y,sin pelar, córtalas en dados. Por otro lado, pela y corta en juliana, es decir, en tiritas la cebolla y en láminas el ajo, también pelado.

Paso 2:

Saltea en una sartén con un chorrito de aceite la cebolla, el ajo y la berenjena a fuego medio unos 10 minutos. Añade un poco de sal. A medida que la berenjena vaya absorbiendo el aceite añade un poquito más.

Paso 3:

Mientras se va haciendo lo anterior, escurre el agua en la que viene la mozarella y corta los tomates secos en tiras.

Paso 4:

Bate los huevos en un bol con una pizca de sal. Añádeles el orégano y el tomate seco.

Paso 5:

Cuando las verduras estén listas, retíralas del fuego y ponlas en la fuente de barro untada con aceite junto con los huevos batidos. Añade la mozarella por encima.

Paso 6:

Mete la fuente en el horno, previamente precalentado a 180° durante 10 minutos hasta que los huevos estén casi cuajados. En ese momento pon el grill para que se gratinen con el queso.

Presentación:

Sirve la frittata bien caliente, recién salida del horno con un poco más orégano espolvoreado por encima.