Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar
Bacalao gratinado con mayonesa de ajo y perejil
Paso a paso
7 Abril 2019
Pescados y mariscos
Plato caliente, Plato único, Segundo plato
Sin gluten, Tradicional
Media
31-40
151-300
Ingredientes:
Ocultar 2 personas
bacalao (1 lomo)
patatas (2 uds)
cebolleta (2 uds)
mahonesa o mayonesa (4 cucharadas)
leche (500 ml)
ajo seco molido
perejil seco
tomillo
romero
sal
pimienta negra
aceite de oliva vírgen extra
Ocultar 4 personas
bacalao (2 lomos)
patatas (4 uds)
cebolleta (4 uds)
mahonesa o mayonesa (8 cucharadas)
leche (1 l)
ajo seco molido
perejil seco
tomillo
romero
sal
pimienta negra
aceite de oliva vírgen extra
Ocultar 6 personas
bacalao (3 lomos)
patatas (6 uds)
cebolleta (6 uds)
mahonesa o mayonesa (12 cucharadas)
leche (1 l 500 ml)
ajo seco molido
perejil seco
tomillo
romero
sal
pimienta negra
aceite de oliva vírgen extra
Descripción

¿En casa se resisten a tomar pescado? Verás cómo rebañan el plato con esta receta de bacalao gratinado con mayonesa de ajo y perejil. Suculento y repleto de ingredientes frescos y naturales, es una opción ideal para una cena reconfortante. Además, ninguno de sus componentes lleva gluten, por lo que es una opción perfecta para celíacos.

Paso 1:

Lo primero que hay que hacer es colocar el bacalao sobre una tabla de cocina y limpiarlo muy bien espinas. Hay unas pinzas especiales para desespinar pescado que te permiten despojarlo de todas con mucha comodidad. Por otra parte, no le retires la piel: ¡le da mucho más sabor! 

Paso 2:

Vierte la leche en un cazo de las dimensiones suficientes como para que cubra el bacalao. Pon el cazo a fuego medio alto y, cuando la leche se caliente (pero sin llegar a hervir), echa el bacalao y cuécelo durante 4 minutos. A continuación, retira el cazo del fuego pero no retires aún el pescado de la leche.

Paso 3:

Lava las patatas y pélalas. Échalas en una cazuela, cúbrelas de agua y añade sal. Pon la cazuela a fuego alto y, cuando el agua comience a hervir, bájalo a fuego medio. Cuece las patatas hasta que estén tiernas, lo que te llevará aprocimadamente 20 minutos.

Paso 4:

Pela las cebolletas, córtalas por la mitad y, apoyando la parte plana sobre la tabla de cocina, pícalas en brunoise, es decir, en daditos pequeños. 

Paso 5:

Echa un chorrito de aceite en una sartén y ponla a fuego medio alto. Cuando el aceite se caliente, echa la cebolleta picada y rehógala hasta que se ponga tierna y se dore un poquito. Sazona con un poco de sal y otro poco de pimienta e incorpora el bacalao escurrido. Deja que se dore ligeramente y, a continuación, retira la sartén del fuego.

Paso 6:

Trocea las patatas cocidas y échalas en el vaso de la batidora. Añade la leche de la cocción del bacalao, un poco de sal, otro poco de pimienta y un chorro de aceite de oliva. Tritura con la batidora hasta obtener un puré denso y sin grumos.

Paso 7:

Pon en un bol la mahonesa y añade el ajo en polvo y el resto de hierbas aromáticas. Bate con unas varillas de mano para que todo se mezcle a la perfección.

Paso 8:

Prepara una fuente adecuada para el horno y cubre su fondo con una capa gruesa de puré de patata. Dispón encima los trozos de bacalao y cúbrelos con la cebolleta sofrita. A continuación, cubre con mayonesa de hierbas aromáticas y mete la fuente en el horno precalentado con la función de gratinar. Retira del horno cuando la fuente esté cubierta por una capa dorada.

Presentación:

Sirve este bacalao gratinado con mayonesa de ajo y perejil y disfruta viendo a tus invitados o a tu familia chuparse los dedos. ¡Está buenísimo!

Sugerencia:

Los lomos de bacalao congelado de DIA son una materia prima excelente para elaborar este bacalao gratinado con mayonesa de ajo y perejil con un ingrediente fresco y de calidad.