Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar
Pizza proteica de pollo
Paso a paso
11 Marzo 2019
Carnes
Plato caliente, Plato único
Internacional, Moderna, Para niños
Muy fácil
41-50
301-500
Pizza proteica de pollo
Ingredientes:
Ocultar 2 personas
pollo (50 gr. de pechuga)
huevos (1 ud.)
sal
orégano
tomate natural triturado (150 gr. )
queso (rallado)
aceitunas negras (al gusto)
champiñón (en láminas)
anchoas (al gusto)
Ocultar 4 personas
pollo (100 gr. de pechuga)
huevos (1 ud.)
sal
orégano
tomate natural triturado (200 gr. )
queso (rallado)
aceitunas negras (al gusto)
champiñón (en láminas)
anchoas (al gusto)
Ocultar 6 personas
pollo (150 gr. de pechuga)
huevos (2 ud.)
sal
orégano
tomate natural triturado (400 gr.)
queso (rallado)
aceitunas negras (al gusto)
champiñón (en láminas)
anchoas (al gusto)
Descripción

Esta receta de pizza proteica de pollo es muy original y está indicada especialmente para deportistas que, por su actividad física, suelen necesitar un importante aporte de proteínas. En este caso, la masa habitual de pizza hecha con harina, levadura y agua se sustituye por una capa de carne de pollo mezclada con huevo. ¡Proteínas en gran cantidad! El resultado es sorprendente y merece la pena probarlo, tanto si eres deportistas como si no, porque está muy rica y es muy sencilla de preparar.

Paso 1:

Precalienta el horno a una temperatura de 220ºC, así estará listo a la hora de meter tu pizza proteica de pollo.

Paso 2:

En un vaso de robot de cocina o de trituradora echa el pollo cortado en trozos y añade un huevo y sal. Tritura hasta que obtengas una pasta de textura más o menos homogénea.

Paso 3:

Vas a necesitar una bandeja de horno que tendrás forrar con papel vegetal. A continuación, extiende la masa de pollo con ayuda de una espátula, de forma que quede como una capa no muy gruesa. Esta será la base de la pizza.

Paso 4:

Mete la bandeja en el horno precalentado, ciérralo con rapidez para que no pierda temperatura y hornea entre 10 y 12 minutos.

Paso 5:

Mientras tanto, aprovecha para sofreír en una sartén con un poco de aceite los tomates pelados y troceados. Añade sal y orégano y cocina hasta que se evapore el líquido.

Paso 6:

Saca del horno la masa de pollo con cuidado de no quemarte. 

Paso 7:

Reparte la salsa de tomate sobre la base de pollo, añade abundante queso rallado por encima y reparte las olivas negras y los champiñones laminados. Vuelve a meter la bandeja en el horno y pon a gratinar durante 5 minutos.

Presentación:

Una vez gratinada la pizza, sácala del horno y decora con las anchoas. Termina espolvoreando un poco de orégano seco por encima. ¡Ya tienes tu pizza proteica de pollo lista para llevar a la mesa! Degústala recién hecha y disfruta del aporte energético de esta receta para ti y tu familia.

Sugerencia:

Para que tu pizza proteica de pollo esté cargada de sabor, hazte con una lata de filetes de anchoa en conserva de la gama Delicious de DIA y disfruta del toque único que aporta en combinación con los demás ingredientes.

En Demos la vuelta al día: Pizza casera perfecta