Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar
Jarrete de cordero
Paso a paso
31 Diciembre 2018
Carnes
Plato caliente, Plato único, Segundo plato
Tradicional
Fácil
41-50
€€
301-500
Jarrete de cordero
Ingredientes:
Ocultar 2 personas
jarrete de cordero (1 ud)
patatas (2 uds)
manteca de cerdo (1 cucharada)
tomillo (1/2 cucharadita)
romero (1/2 cucharadita)
orégano (1/2 cucharadita)
limón (1/2 ud)
ajo (1 diente)
pimentón picante (1/4 cucharadita)
aceite de oliva vírgen extra
sal
pimienta negra
Ocultar 4 personas
jarrete de cordero (2 uds)
patatas (4 uds)
manteca de cerdo (2 cucharadas)
tomillo (1 cucharadita)
romero (1 cucharadita)
orégano (1 cucharadita)
limón (1 ud)
ajo (2 dientes)
pimentón picante (1/2 cucharadita)
aceite de oliva vírgen extra
sal
pimienta negra
Ocultar 6 personas
jarrete de cordero (3 uds)
patatas (6 uds)
manteca de cerdo (3 cucharadas)
tomillo (1 y 1/2 cucharadita)
romero (1 y 1/2 cucharadita)
orégano (1 y 1/2 cucharadita)
limón (1 y 1/2 ud)
ajo (3 dientes)
pimentón picante (1 cucharadita)
aceite de oliva vírgen extra
sal
pimienta negra
Descripción

El jarrete de cordero es una elaboración sencilla que sólo precisa de un poco de mimo a la hora de marinar la carne y de atención mientras se está asando para bañarlo en sus jugos y que nunca se quede seco. Pero merece la pena cuidar esos pequeños detalles para luego poder disfrutar de un plato de categoría y lleno de sabor.

Paso 1:

Pela el ajo y, con un rallador bien afilado, rállalo para liberar al máximo sus aromas. Si no dispones de un rallador adecuado, simplemente pícalo lo más finamente que puedas.

Paso 2:

Corta el limón por la mitad y exprímelo. Si quieres obtener más zumo, hazlo rodar con fuerza sobre la encimera durante unos segundos o caliéntalo, también unos segundos, en el microondas.

Paso 3:

Mezcla en un bol el ajo rallado, el zumo de limón, el pimentón, el tomillo, el romero, el orégano, sal, pimienta negra recién molida y la manteca de cerdo. Trabaja la mezcla con una cuchara (aunque posiblemente te resulte más sencillo y rápido con las manos) hasta formar una pasta homogénea.

Paso 4:

Impregna los jarretes con la pasta aromatizada hasta tenerlos completamente cubiertos y colócalos en un recipiente, preferentemente de cristal. Deja que reposen un mínimo de dos horas en el frigorífico.

Paso 5:

Un rato antes de que terminen de marinarse los jarretes, precalienta el horno a 180°C, así tendrá la temperatura necesaria cuando llegue el momento de meter la carne y podrás calcular con más precisión el tiempo de horneado. 

Paso 6:

Coloca los jarretes en una rejilla y coloca una bandeja debajo para recoger los jugos que vayan soltando durante el asado. Mete todo el tinglado en el horno y hornéalos durante un cuarto de hora. A continuación, baja la temperatura del horno a 150°C y sigue asándolos durante una hora y cuarto más.

Paso 7: 

Aproximadamente cada 20 minutos, recoge los jugos de la bandeja con un cucharón y vuelve a echárselos por encima a los jarretes; de este modo, se impregnarán aún más de sabor.

Presentación:

Transcurrido el tiempo de asado, sirve este plato de jarrete de cordero con sus jugos y una guarnición de verduras, patatas o arroz, a tu gusto.

Sugerencia:

Para que tu jarrete de cordero se impregne de un sabor intenso y suculento, no dudes en emplear las especias de DIA. El pimentón, el tomillo, el romero y el orégano nunca sobrarán en tu despensa.