Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar
Guía del anfitrión foodie perfecto
Reportaje
26 Diciembre 2016
Guía del anfitrión foodie perfecto
Cuidar los detalles, seleccionar con mimo el menú... todo es vital para deslumbrar estas Navidades a tu familia. Sigue esta guía de la anfitriona foodie... ¡y triunfarás!

Si, ya sabemos que en Navidad lo importante es vernos, reunirnos, estar en familia... y lo demás no importa. Pero si quieres que el año que viene la celebración se organice de nuevo en tu hogar, y que todo el mundo confíe en ti como anfitriona, y recuerden esta comida o cena como un momento realmente especial durante todo el año... debes poner cuidado y atención... no solo en el menú, sino en todos los detalles. Porque hasta el más pequeño de los aspectos, cuenta. Sigue esta guía de la anfitriona foodie.... y triunfarás.

¿No sabes de cocina? ...¡no importa!

Apúntate a uno de los cursos gratuitos de Demos la vuelta al día. En estas fechas, hay varias convocatorias de cursos específicos. ¡Aprovéchate!. En cualquier caso, siempre puedes seguir las recetas más navideñas que Demos la vuelta al día te ofrece en su web. Explicadas paso a paso y con sencillez... podrás elaborarlas en casa sin problemas.

Además, no siempre es necesario cocinar... a veces, otros ya lo han hecho por ti... ¡y muy bien!. Aprovéchate de que hoy en día el mercado está lleno de comida precocinada de gran calidad (no, los platos preparados ya no son lo que eran... y ahora hay platos que compras ya hechos y que harían dudar de si son caseros hasta al más experto gourmet). Si quieres, puedes encontrar el término medio entre cocinar todo por ti mismo y comprarlo todo preparado. Compra un plato ya elaborado y dale una vuelta de tuerca con alguna salsa casera, o prepara tú la cena pero compra las guarniciones, etc...

 

Mezcla sillas, vasos y vajillas

Hubo un tiempo en el que no tener suficientes platos de un mismo juego de vajillas para todos tus invitados era un problema... pero hoy no. Ahora la moda está de tu parte... así que, ¡aprovéchate!. Las tendencias en la mesa dictan que ahora mismo, lo más ‘cool’ es que la vajilla y cubertería de cada comensal sea diferente, o que se vayan alternando. Lo mismo pasa con las sillas. ¡Justo lo que necesitabas!.

Cocinar para 20 es una lata

¿Sabías que España es una de las potencias mundiales en el sector de las conservas? Ventresca de atún, berberechos, navajas, mejillones, pulpo, sardinillas, zamburiñas... son productos deliciosos de gran calidad. Eso sí, no te limites a abrir la lata y servirlos tal cual... ¡cúrratelo un poco!. Introduce estas conservas en alguna receta, haz con ellas una ensalada, o una brocheta, o una tosta...

Súmate a la moda quesera

Los embutidos son un valor seguro como entrante o como entremés. Que sean de la mejor calidad posible. Chorizo, fuet, salchichón, jamón ibérico, lomo... y por supuesto, queso. Sirve varios tipos de queso en una o varias tablas de madera, con sus respectivos cuchillos y palas para untar y con unos panecillos tipo biscotes o picos al lado. 

Recibe con burbujas

Cambia el orden preestablecido... al menos en parte. ¿Quién ha dicho que el cava es solo para el brindis final? Prueba a recibir a tus invitados con una copa de cava en la mano... ¡les encantará!. También puedes recibirles con un bocado dulce como aperitivo. Además, antes de pasar a la mesa, más formal, donde todos estaréis sentados... ¿Por qué no preparas unos canapés y aperitivos para tomar de pie, con la mano?. 

Adornos y bomoneras

No hay nada más soso que una casa sin ningún tipo de decoración navideña. Aunque no te guste la Navidad... alegra un poco tu casa con algún detalle, un pequeño árbol, unas luces, un centro para la mesa, unas velas, unas flores de Pascua. Eso sí, tampoco te pases... no debe parecer que acabas de volver de un mercadillo navideño y que has arrasado con todo lo que había. Un detalle muy bonito y original es colocar varias bomboneras por el salón, llenas de caramelos y bombones. ¡Un detalle exquisito!.

Gadgets, gadgets, gadgets

Comprar unos cuantos gadgets de cocina no te supondrán un gasto enorme, pero sí que te harán quedar estupendamente... porque, ¡causan sensación!. Presentar una fritura en mini cestas individuales de freidora, presentar algunos platos en mini cocottes individuales, servir postres en tarros de yogur antiguos, emplear brochetas decoradas en lugar de simples palillos, servilletas de papel con motivos divertidos... en fin, hay una enorme variedad de detalles. Recuerda, un plato mal presentado... perderá puntos antes siquiera de probarlo.

El café... que cada cual se haga el suyo

Imagina lo cómodo que resultará para ti desentenderte del café o té después de la comida. Hoy en día, gracias a las cafeteras de cápsulas es sencillísimo preparar un café. Tú, lo único que tendrás que preparar es una bonita estación de café y té junto a la cafetera y la tetera (o el hervidor de agua). En una bonita bandeja, coloca varios bols llenos de cápsulas de café de diferentes tipos y sabores, cada uno con una etiqueta puesta de una forma cuca... cogido una pincita, con un alfiler, etc. Haz lo mismo con los tés. A su lado, coloca una lechera con leche caliente y varios tipos de azúcar y edulcorante.

Habrás conseguido no tener que pasarte metida en la cocina 20 minutos preparando café para todo el mundo... y además, quedar la mar de bien. Pero recuerda, el secreto está en que prepares una bonita estación de café, de lo contrario, darás imagen de ‘anfitriona desentendida’ y cutre.

En Demos la vuelta al día: Claves para emplatar como un estrella Michelín

En Demos la vuelta al día: Ahorrar en Navidad: compra ahora y congela

En Demos la vuelta al día: Cocina caníbal