Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar
pizza casera
Paso a paso
3 Diciembre 2014
Panes y masas
Plato único
Tradicional
Media
41-50
€€
más 500
pizza casera
Ingredientes:
Descripción No hay nada mejor que disfrutar de una rica pizza casera, y para que tú también lo puedas hacer aquí te paso esta magnífica receta con la que podrás elaborar una deliciosa masa. Los ingredientes que te digo son los que yo suelo ponerle porque me encanta la combinación de anchoas y aceitunas negras, pero tú pon los que más te gusten. En un recipiente, coloca el agua tibia y el azúcar. Revuelve y verte el ello la levadura. Deja que espume. En la encimera o donde vayas a amasar la mezcla, coloca la harina y la sal. Mezcla esto y haz un hoyo en el centro de la harina. Una vez que la levadura se haya hecho una especie de espuma, colócale esa mezcla a la harina y le pones el aceite, la pimienta y el orégano y comienza a amasar muy bien. Si hace falta harina o agua, se las vas incorporando poquito a poquito, por eso las cantidades que te indico son orientativas. Sabrás que la masa está lista cuando no se te pegue en las manos ni en la mesa. Por eso es importante amasar bastante. Debes obtener una masa tierna. Haz un bollo con la masa y la pones en un bol tapado con un paño húmedo y lo colocas cerca del horno o la cocina (o en un sitio que esté cálido) para favorecer la fermentación de la levadura y así la masa levantará perfectamente. Al cabo de una media hora, la masa deberá haber crecido mucho (el doble del volumen que tenía la masa por lo menos). Estírala con un rodillo para desgasificar y le das la forma redonda a la masa. El espesor de la base de la pizza dependerá de tu gusto. Coloca la masa en la bandeja para hornear y le pones todos los ingredientes en el orden que más te guste. Al final, le pones una capa bien generosa de queso y llevas al horno a 175ºC durante unos 20 minutos o hasta que el queso se haya derretido y los bordes de la pizza estén dorados. Consejo: Trata de no mezclar la sal con la levadura porque podría ser que la levadura no fermente.