Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Cómo quitar el amargor de la berenjena

Truco
24 Septiembre 2018
Hoy te contamos cómo quitar el amargor de la berenjena… una verdura deliciosa, saludable, versátil… pero que en ocasiones puede presentar un amargor muy desagradable. ¡Evítalo facilmente!.

Hoy te contamos cómo quitar el amargor de la berenjena… una verdura deliciosa, saludable, versátil… pero que en ocasiones puede presentar un amargor muy desagradable. ¡Evítalo facilmente!.

Fritas, rebozadas, a la plancha, guisadas… las berenjenas son riquísimas y super versátiles en la cocina, además de muy ligeras y saludables. Sin embargo, la berenjena también tiene un par de inconvenientes, dos grandes inconvenientes: por un lado, es una esponja capaz absorber grandes cantidades de aceite, y por otro, en ocasiones presenten un amargor que puede llegar a ser muy desagradable. Pero que no cunda el pánico, que tanto uno como el otro inconveniente son de fácil solución.

Respecto al primero… sigue estos consejos:  Como hacer berenjenas fritas bien crujientes y nada aceitosas

Y respecto al segundo… retirar el amargor que presentan todas las berenjenas también es sencillo. Es cierto que la berenjena, como también la alcachofa tiene un cierto regusto amargo muy rico… pero en ocasiones, sobre todo dependiendo de cuándo se ha recogido la berenjena a lo largo de su temporada, puede ser excesivo.

El mejor truco para evitar que amarguen en exceso es el siguiente, te lo explicamos paso a paso:

1. Parte las berenjenas en rodajas de un centímetro de grosor, aproximadamente

2. Échales sal por encima.

3. Deja reposar así las berenjenas durante media hora aproximadamente.

4. Pasado ese tiempo verás cómo las berenjenas han ‘sudado’. Límpialas con la ayuda de un paño de cocina limpio o de un papel absorbente, retirando tanto la sal como esa agua que las berenjenas han sudado. 

Existe otra forma de retirar el amargor de la berenjena, también muy sencillo. Se trata de colocar en un bol la berenjena partida también en rodajas, ponerle sal y cubrirlas con leche o con una mezcla de leche y sal. Esta fórmula es perfecta si vas a cocinar o guisar la berenjena, pero no si quieres freírla y que quede crujiente, puesto que habrá absorbido mucho líquido.

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.