Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Como hacer una mayonesa ligera, más ligera

Truco
9 Septiembre 2014
La mayonesa es una salsa deliciosa e imprescindible en nuestra cocina, aunque con un gran problema: calorías. Puede llegar a tener 700 calorías por cada 100 gramos… o, para entendernos, 150 calorías, por cucharada. No tiembles… ¡que hay alternativa… mucho más ligera!

¿Qué sería de una ensaladilla rusa sin mayonesa? ¿o de unos huevos rellenos? ¿o del gazpachuelo malaqueño? ¿o de una ensalada César? ¿o de un cóctel de marisco?

Es muy sencilla de elaborar en casa: aceite, huevo, sal y vinagre o zumo de limón… y aún más sencillo: un frasco de mayonesa envasada… sí, de esos que no faltan jamás en una nevera.

No, el problema de la mayonesa no es ese… su problema radica en las calorías que aporta y los remordimientos que más de una vez habrás sentido el día después de tomarla, frente a la báscula.

Te proponemos varias alternativas a la mayonesa tradicional, para que no renuncies a todos esos deliciosos platos… ¡sin remordimientos!

Mayonesa con… queso fresco

Se trata de sustituir el huevo por queso fresco y reducir al máximo la cantidad de aceite necesaria para elaborar una mayonesa. Utiliza 2 quesitos frescos 0% materia grasa… puedes emplear cualquier queso fresco, por ejemplo el de tipo Burgos, pero eso sí, que sea light, con la menor cantidad de materia grasa posible. Respecto al aceite, no utilices más de dos cucharadas. Añade también unas gotas de limón, una pizca de sal… y también un poco de mostaza para dar más sabor a la salsa. Bueno, de acuerdo… el sabor no es igual que el de la mayonesa tradicional… pero está muy rica y la textura es excelente.

Mayonesa con… leche

En este caso, sustituye el huevo por 150ml de leche… un poco más de medio vaso de los de agua. Bate la leche a temperatura ambiente con una pizca de sal y el zumo de limón, mientras que vas agregando el aceite poco a poco hasta conseguir la salsa al gusto. Tampoco en esta salsa el sabor será igual que el de la mayonesa tradicional… pero la diferencia será menor que en el anterior. Esta mayonesa también admite que la aromatices, con ajo, con curry, con mostaza… ¡o con lo que se te ocurra!

Mayonesa con… yogur

En este caso se trata de sustituir el huevo por un yogur natural –si es desnatado, aún mejor-. Y por lo demás… todo igual. Bate el yogur, las gotas de zumo de limón, una pizca de sal y el aceite de oliva, hasta obtener la textura deseada para tu mayonesa. Sencilla, deliciosa y ¡Ligera!.

En Demos la vuelta al día: Como arreglar una mayonesa cortada

 

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.