Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Cómo hacer panko casero

Truco
13 Abril 2019
Hacer panko casero es muchísimo más fácil de lo que te imaginas. Con un solo ingrediente muy sencillo y siguiendo unos pocos pasos, tendrás a tu disposición una buena ración de panko para empanar tus filetes, Nuggets o croquetas de una manera creativa, original y, por supuesto, deliciosa. ¡Anímate a descubrir cómo hacer panko casero!

¿Conoces el panko? Este ingrediente japonés para el rebozado, parecido al pan rallado pero con mucha más textura y resultados más crujientes, se está popularizando cada vez más, pero sigue siendo relativamente complicado de encontrar en las grandes superficies. Normalmente sólo te puedes asegurar de encontrarlo en las estanterías de los establecimientos especializados en comida asiática. ¡Pero no es ningún problema! Porque hacer panko casero es muchísimo más fácil de lo que te imaginas. Con un solo ingrediente muy sencillo y siguiendo unos pocos pasos, tendrás a tu disposición una buena ración de panko para empanar tus filetes, Nuggets o croquetas de una manera creativa, original y, por supuesto, deliciosa. ¡Anímate a descubrir cómo hacer panko casero!

Elementos necesarios:

-Rebanadas de pan de molde (tantas como cantidad de panko vayas a hacer)

-Picadora

-Bandeja de horno

-Papel vegetal o sulfurado

Paso 1:

Pon a precalentar el horno a 70°C para que, a la hora de meter la bandeja con el pan picado, esté a la temperatura correcta y puedas calcular adecuadamente los tiempos para darle a tu panko casero la textura crujiente que le es característica.

Paso 2: 

Coge una cantidad de pan de molde adecuada a tus necesidades. Calcula las raciones teniendo en cuenta que vas a hornear el pan y, por tanto, a deshidratarlo; con lo que disminuirá de tamaño. Piensa que mejor que sobre a que falte, porque siempre puedes guardar el sobrante completamente frío en un tarro hermético (dura varios días). Si las rebanadas de pan de molde tienen corteza, retírasela para que el resultado sea uniforme.

Paso 3:

Trocea las rebanadas y échalas en el vaso de la picadora. Pícalas sin llegar a desmigarlas del todo: los trocitos deben ser pequeños pero presentar en conjunto una cierta textura.

Paso 4:

Prepara una bandeja de horno cubriéndola con papel sulfurado o vegetal. A continuación, esparce el pan picado por encima, extendiéndolo lo máximo posible para que forme una fina capa y no se amontone ni apelmace. Mete la bandeja al horno precalentado durante 20 minutos. Transcurrido ese tiempo, retira la bandeja del horno y deja enfriar completamente. ¡Ya tienes tu panko casero! Utilízalo para rebozar tus platos favoritos y sorpréndete.

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.