Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Cómo aprovechar la piel de las frutas y verduras

Truco
12 Enero 2017
Cuando pelamos una fruta o verdura no deberíamos tirar su piel ya que podemos utilizarla para numerosas preparaciones. Sigue estos consejos y sacarás todo el provecho de la piel de frutas y verduras.

Llega el momento de tomar una pieza de fruta, preparar un rico zumo o utiliza runas verduras para un reconfotante caldo, un sofrito...nos disponemos a pelar estos alimentos y...¿qué hacemos con la piel?... Lo normal es que termine en el cubo de basura. De sobra conocemos las virtudes de frutas y verduras pero poco conocemos los beneficios de su piel llena de nutrientes, de fibra y polifenoles antioxidantes entre otras mucahs cosas. Vamos a ver cómo aprovechar la piel de las frutas y verduras y sacarle el máximo partido para que no terminen en la basura. Cómo aprovechar la piel de las frutas y verduras

Gelatinas y mermeladas

Con la piel de la manzana, la naranja, mandarina o pera puedes preparar una rica y sencilla mermelada o gelatina. Para ello, lava muy bien la fruta antes de pelarla. Una vez que le hayas quitado la piel métela en un cazo con agua y azúcar y lleva a ebullición. Deja que cueza hasta que la piel esté blandita y añade un espesante que le dará la textura que deseamos para la mermelada o la gelatina. Para ello puedes utilizar colas de pescado, agar agar, xantana... Más natural imposible.

Purés y batidos

Poco que decir sobre que cómo elaborar unos nutritivos batidos y purés de piel de fruta. Procede de la misma manera que en el consejo anterior y deja la piel bien limpia, no tenemos la suerte de que nos venga siempre la fruta y la verdura limpia de desinfectantes y pesticidas. Tritura todo y añade leche o agua al gusto. Listo.

Infusiones

Otra dorma de darle una segunda oportunidad a la piel de las frutas es hacer infusiones. Sólo tienes que dejar que las pieles filtren su sabor durante unas horas en agua caliente; colar y guardar en la nevera en un frasco de cristal o en una jarra.¿Ves qué fácil?

Caldos

No nos engañemos, la piel de las verduras siempre termina en la basura. Pues a partir de que leas estas líneas las tomarás cariño y las utilizarás para preparar caldos. Sí, como lo lees. La piel de las cebollas y los ajos, de los puerros, zanahorias y tubérculos le darán un toque especial a tus caldos de verduras. Así exprimimos todo al máximo.

Azúcar y pimienta de sabores

Ralla la piel de los cítricos y sécala en el horno o a temperatura ambiente durante tres o cuatro días...después pulveriza con un robot de cocina o una licuadora y consérvala en un frasquito de cristal. Si la mezclas con azúcar...tendrás un condimento delcioso para bizcochos y postres. Si la mezclas con pimienta potenciaras las especias y darás un sabor increíble.

Como ves...en la cocina antes de tirar debemos pensar en qué segunda vida vamos a dar a ciertos alimentos para sacarles el máximo partido.

En Demos la vuelta al día: Guía para sacar provecho de las sobras

En Demos la vuelta al día: 20 trucos del almendruco para congelar correctamente 

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.