Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Siete consejos para hacer bien la compra

Reportaje
21 Febrero 2014
Saber comprar te ayudará a ahorrar dinero, ahorrar tiempo y, sobre todo, ¡comer mejor!

Hacer la compra de forma inteligente, es decir, para que toda la familia lleve una alimentación sana, equilibrada y variada, sin dejarse el bolsillo en el intento es todo un arte que muy pocos dominan a la perfección. En muchos hogares, el presupuesto para llenar la nevera supone el principal gasto… de forma que merece seguir estos consejos: para gastar lo menos posible, y para elegir siempre lo mejor.

1. Planifica tu compra

Tomate tu tiempo en casa para pensar qué vas a cocinar en los próximos días y que productos necesitas comprar: tanto frescos como no perecederos o de alacena. Eso sí, cuando hagas esta planificación, hazlo comprobando lo que ya tengas en la nevera y en la despensa.  Si tienes un calabacín y un tomate, apunta en tu lista pimento verde y rojo y berenjena y elabora un pisto… o si tienes media lata de maíz dulce, apunta en tu lista lechugas variadas para hacer una ensalada… esta es la mejor forma de aprovechar los restos de la nevera.

2. Elabora una lista de la compra… y se flexible y riguroso al mismo tiempo

Elabora una lista clara y ordenada… con los elementos separados: carne y pescado por un lado, frutas y verduras por otro, latas, bebidas, etc. Se riguroso y no te salgas de esta lista… pero al mismo tiempo, se flexible con algunos productos, especialmente los frescos. Si tenías pensado comprar salmón, pero cuando estás frente a los pescados la trucha está de oferta y además tiene un aspecto fresquísimo… ¡haz el cambio!.

3. Elige productos de temporada

¿A quién no se le van los ojos y se le hace la boca agua cuando ve unas cerezas en febrero? …pero hay que sobreponerse y pensar que ni serán las mejores cerezas del mundo, y además las pagarás a precio de oro de 24 kilates… mejor esperar a junio, cuando comienza la temporada. Sigue este mismo consejo con todos los productos estacionales.

4. No compres con hambre

No suele ser una buena idea ir a comprar con hambre …lo más probable es que caigas en muchas tentaciones y cuando llegues a casa, la cesta de la compra esté llena de chucherías y cosas innecesarias. Y si confías en tu fuerza de voluntad… ¡créenos!, está demostrado.

5. Intenta evitar los olvidos y las compras de un producto

Darte cuenta de que olvidaste comprar azúcar y bajar a por un paquete te llevará con mucha facilidad a ir al comercio más cercano (y posiblemente más caro) y volver a casa con cuatro o cinco cosas más. ¡Evítalo!

6. Calcula los precios por unidades

Calcula siempre a cuánto sale la unidad, o a cuanto está el kilo… ¡es la mejor forma de comparar precios y saber cuándo un producto es caro o está bien de precio!

7. Deja las marcas para los vaqueros y los zapatos

Los productos de marca blanca ofrecen una calidad excepcional y sus precios son siempre menores… ¡no lo dudes!

 

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.