Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

Por una alimentación saludable para todos

Reportaje
13 Octubre 2014
Cada 16 de octubre desde 1981, la FAO nos recuerda a través del Día Mundial de la Alimentación que aún hay millones de personas que pasan hambre en el mundo. Una realidad que choca con otro problema derivado de una mala alimentación: el aumento de enfermedades como la obesidad, la hipertensión o el colesterol en los países ricos.

Este jueves día 16 de octubre se celebra el Día Mundial de la Alimentación… una fecha que pretende recordarnos una terrible realidad: Todavía hay millones de personas que se levantan cada mañana y se acuestan por la noche con hambre.

La alimentación: problema de pobres …y problema de ricos

Cerca de 800 millones de personas en países en vías de desarrollo pasan hambre. A estos habría que sumar alrededor de 34 millones de personas que, a pesar de vivir en países industrializados, también sufren la falta de alimentos necesarios. Una realidad que contrasta con el hecho de que los países ricos cada vez registran mayores problemas de salud entre su población derivados de una alimentación excesiva o inadecuada. Hablamos de problemas graves como la obesidad, el colesterol elevado, la diabetes o la caries.

El acceso a la alimentación es un derecho reconocido por la Declaración Universal… la alimentación es fundamental para la supervivencia humana. ¡Es imposible vivir más de unas semanas sin comer nada!. Por otro lado, nuestros hábitos alimenticios determinan nuestra salud y nuestra calidad de vida. De hecho, se pueden sufrir graves problemas de salud, como falta de vitaminas, incluso comiendo mucho… si nuestra dieta no es adecuada.

La importancia de una dieta variada

Una alimentación correcta, variada y completa cubre nuestras necesidades básicas, permite que nuestro cuerpo funcione de forma correcta previene de las denominadas ‘enfermedades de la civilización’… es decir, la obesidad, el colesterol, la hipertensión, enfermedades cardiovasculares, etc.

Como norma general hay que seguir la pirámide alimenticia. LA base de la alimentación debe ser el grupo de alimentos que aparecen en la base de la pirámide: pastas, cereales, arroz, maíz, pan… en la medida de lo posible, hay que evitar los refinados y optar por los integrales. El segundo grupo de alimentos son las frutas y las verduras, ricos en fibras, vitaminas y minerales. Se deben tomar a diario, varias porciones.

El tercer grupo de la pirámide es el constituido por la leche y los lácteos, las carnes, los pescados y los huevos. Son alimentos recomendables y necesario a diario… aunque conviene seguir algunos consejos como dar prioridad a las carnes más magras (pollo, pavo, conejo, ternera magra), alternar pescado blanco y pescado azul…  Finalmente, en la punta de la pirámide aparecen las grasas, y los dulces… es decir, los alimentos que se deben limitar.

Hora de revisar los Objetivos de Desarrollo del Milenio

En el año 2000, Naciones Unidas constituyó los denominados Objetivos de Desarrollo del Milenio. Se trata de ocho objetivos generales redactados con metas y plazos definidos para poder medir la evolución y el progreso hacia su cumplimiento. El primero de los objetivos era erradicar la pobreza extrema y el hambre.

El resto de los objetivos son: Lograr la enseñanza primaria universal; promover la igualdad de género y empoderamiento de la mujer; reducir la mortalidad infantil de los niños menores de 5 años; mejorar la salud materna; combatir el VIH/SIDA, el paludismo y otras enfermedades; garantizar la sostenibilidad del medio ambiente; y fomentar una alianza global para el desarrollo.

La fecha límite se acerca… y como recientemente reconoció el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, aún queda mucho por hacer. El hambre no ha desaparecido.

El mapa del hambre en el mundo. 842 millones de personas no reciben una alimentación adecuada. Fuente: FAO

Muchos de los objetivo se han cumplido… o al menos se ha avanzado en ellos. La pobreza extrema se ha reducido a menos de la mitad desde el año 2000. Se ha mejorado también en el acceso al agua potable. Además, en las dos últimas décadas se ha reducido a la mitad la probabilidad de que un niño muera antes de cumplir los cinco años, la mortalidad materna ha descendido en un 45% y se han salvado 6,6 millones de vidas por la terapia antirretroviral para las personas infectadas por el VIH, unos 3,3 millones por la difusión de mosquiteras y otros tratamientos, y otros 22 millones de vidas en los esfuerzos para combatir la tuberculosis.

Demos la vuelta al día está comprometido en la lucha contra el hambre… ¿te sumas?

Fotos: FAO y WFP / Francisco Fión

En Demos la vuelta al día: La agricultura familiar, en el foco del Día Mundial de la Alimentación

En Demos la vuelta al día: Desperdicio de alimentos, problema de todos

En Demos la vuelta al día: 5 Consejos para evitar que la comida termine en la basura

 

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.