Newsletters
SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER
Entrar

La dieta de los colores: pon un arcoíris en el plato

Reportaje
30 Junio 2015
Comer por colores es la última tendencia en nutrición. Tomar la ración diaria recomendada de frutas y verduras ya no es suficiente... ahora hay que dibujar un arcoirirs en el plato y tomar alimentos rojos, verdes, naranjas, rojos y morados de forma equilibrada. ¿Cuál es tu color favorito?

Que la comida entra por los ojos... es sabido por todos. Una comida bien presentada y colocada siempre será más apetecible que el mismo alimento ‘tirado’ encima de un plato. Pero el sentido estético en la alimentación comienza a acercarse al arte. El plato es un lienzo y los alimentos una paleta de colores con los que pintar nuestra comida.

Pero esto ha dado un paso más allá. La cromoterapia o terapia del color, una técnica de medicina alternativa que se basa en la curación de algunas enfermedades a través del uso de colores, ha llegado a la gastronomía. El responsable es James Joseph, del Centro de Investigación sobre la Nutrición Humana del Departamento de Agricultura de EE.UU. Pero este estadounidense no ha adquirido fama por su trabajo como fisiólogo... sino por haber escrito el best seller ‘The Colour Code’, que establece el código de colores de los alimentos que nos ayudará a mantener la salud y llevar una dieta sana y equilibrada. Y se ha convertido en todo un gurú de la nutrición.

Pero más allá de la moda... esta teoría de la nutrición tiene base científica. El color de cada fruta y verdura es aportado por diferentes sustancias, los denominados fitoquímicos. Y cada uno tiene propiedades diferentes. Unos ayudan a las combatir infecciones, otros les ayudan a superar las inclemencias y dificultades ambientales... 

Licopeno, sponina alicina, betacaroteno, isotiocianato, quercetina, ácido elágico... y un largo etcétera, son algunos de estos fitoquímicos con enormes propiedades, cada uno indicado para un tipo de afección. Pero dado que cada uno de estos fitoquímicos son responsables del color de los alimentos, es decir, que el color de un alimento no es sino el reflejo de sus propiedades. Entonces... ¿no resulta más sencillo recordar que para afecciones cardiacas son recomendables los alimentos con pigmento rojo, que los alimentos con licopeno?

Asumida esta premisa... estos son los colores fundamentales de los alimentos, y sus propiedades:

Blanco: en este grupo se engloban verduras como el ajo, la cebolla, la coliflor, el champiñón, las endibias, espárragos blancos, nabo o puerro. Y entre las frutas, destacan el plátano, la pera, la chirimoya o el melón. Los alimentos blancos son ricos en fitoquímicos como la alicina, un potente antioxidante, y el potasio. Este grupo de alimentos ayuda a reducir los niveles de colesterol, bajar la presión arterial y prevenir la diabetes.

Verde: Los espárragos trigueros, las espinacas, la acelga, el brócoli, los guisantes, el calabacín, judías verdes, la col o la alcachofa son verduras de este grupo. Y entre las frutas: l amanzana verde, el kiwi, la uva verde y el aguacate. Son alimentos ricos en luteína, potasio, vitaminas C y K y ácido fólico. Son potentes antioxidantes y refuerzan la visión.

Naranja: Cítricos como la naranja, el limón o la mandarina, albaricoque, melocotón, mango, níspero, piña; y verduras como la zanahoria o la calabaza son los alimentos de este grupo, rico en betacarotenos, vitamina A, C, potasio y ácido fólico. Ayudan a conservar una buena visión, a mantener la piel sana y reforzar el sistema inmunitario.

Rojo: Entre las verduras y hortalizas de este grupo destacan el tomate, el pimiento rojo, el rábano. Y de entre las frutas cabe destacar  la fresa, cereza, granada, manzana roja o sandía. Contienen fitoquímicos como el licopeno y las antocianinas. Son potentes antioxidantes que ayudan a mejorar la salud cardiovascular, mantener una buena memoria, disminuye el riesgo de enfermedades del sistema urinario y, sobre todo, son anticancerígenos.

Morado: Es el grupo menos numeroso... pero no por ello menos importante. En este grupo hay verduras como las berenjenas, la remolacha y la lombarda. Y entre las frutas están las ciruelas, higos, moras, uvas negras y arándanos. Tienen altas dosis de antioxidantes encargados de proteger las células del organismo de los ataques causados por los radicales libres. Así, estos alimentos ayudan a combatir el envejecimiento, preservan la memoria, contribuyen al buen funcionamiento del sistema circulatorio y ayudan a prevenir algunos tipos de cáncer.

Evidentemente, cuanto más colores aparezcan en tu dieta... más rica y variada será tu alimentación. Por supuesto, no hay que llenar el plato de colores ni comer un alimento de cada grupo en cada comida... pero sí hay que procurar que a lo largo de la semana, tomemos alimentos de cada grupo.

 

Envía tu pregunta a nuestro chef

Si tienes cualquier duda sobre la receta en cuestión puedes utilizar este formulario para realizar tu pregunta y nuestro chef te responderá encantado.

Otros usuarios ya han enviado sus preguntas, así que si lo prefieres puedes revisar directamente las respuestas de nuestro chef.